Testigos de otro México

Hoy pienso en el pasado revolucionario y lo encuentro más cercano. Las diferencias entre este México y el de hace 100 años son obvias.
Testigos de otro México
Testigos de otro México (Patricio Betteo )

Ciudad de México

La violencia cotidiana que llevó a esa guerra sigue en muchos sentidos presente: la desigualdad, la injusticia, la pobreza y la tragedia humana son parte de nuestro día a día. Hoy, como entonces, se permiten sin mayor disimulo los despojos de unos a otros y la violencia del Estado. El cuerpo humano vale poco y puede ser ultrajado impunemente, salvo que se cuente con estatus social y riqueza suficientes. Los gobernantes aún usan los cargos públicos como botín, menospreciando la vida y necesidades de millones. Las instituciones y la ley sólo sirven para unos. Ante los ojos de muchos, son herramientas de abuso, de apropiación de lo ajeno y a las que la mayoría no tiene acceso.

Lee el texto completo aquí.