Contraataque cardiaco

El análisis de vasos sanguíneos permite identificar el riesgo.
Importante aliviar la carga en los sistemas de salud.
Importante aliviar la carga en los sistemas de salud. (Cortesía AFP)

Investigadores médicos de la Universidad de Oxford desarrollaron una prueba para identificara personas con alto riesgo de un ataque cardiaco o accidente cerebrovascular, al explorar sus vasos sanguíneos.

El nuevo método, conocido como índice de atenuación de grasa (FAI, por sus siglas en inglés), identifica a las personas cuyos vasos sanguíneos tienen depósitos grasos o “placas”, que corren el peligro de romperse y provocar un ataque cardíaco o generar un bloqueo.

La técnica puede “revolucionar la gestión médica de las enfermedades cardiacas”, publicó la revista Science Translational Medicine, que difundió la investigación.

Charalambos Antoniades, líder del proyecto en Oxford, dijo que el FAI “tiene el potencial de aliviar, en gran medida, la carga del sistema de atención de salud”, al permitir que los recursos se concentren en los pacientes con mayor necesidad de tratamiento. “Descubrir qué placas tienen probabilidad de una ruptura...es un importante objetivo de nuestra investigación actual”.

La Metin Avkiran de British Heart Foundation financió, parcialmente, el proyecto.

El equipo de Oxford desarrolló el FAI al comparar imágenes de tomografía computarizada con muestras de tejidos de 453 pacientes que fueron sometidos a cirugía del corazón. La técnica se validó con 273 pacientes más.

Los científicos aplicaron para la patente ycrearon una compañía, Caristo Diagnostics,para comercializar la tecnología.